Web Content Viewer

Actions
Fotografía aérea que muestra el estado de actual de la obra

Avance global de la obra que construyen Costa Rica y Panamá es de un 36%

Instalados 28 de los 40 pilotes que darán soporte al Puente Binacional en Sixaola

May 10, 2019 / Dirección de Relaciones Públicas

Ubicado en la frontera entre Costa Rica y Panamá sobre el río Sixaola, el Puente Binacional que construyen conjuntamente Costa Rica y Panamá en Sixaola para reemplazar una estructura centenaria registra un avance total del 36%, acorde con la programación establecida.

 

Este proyecto de 260 metros de longitud y 16.4 metros de ancho, a dos carriles, con aceras y ciclovías, ha avanzado -mediante la técnica de hinca- con la instalación de 28 pilotes de concreto, de los 40 necesarios para dar soporte al puente.

 

También, este mes de mayo se tiene proyectado finalizar la reubicación de los servicios de ambos países en materia de migración, aduanas, policiales y supervisión del trasiego de vegetales y animales, a las nuevas instalaciones construidas. Además, se procederá con las demoliciones de las viejas oficinas.

 

En el sitio de labores se dispone de un puente provisional de 140 metros que sirve como plataforma de trabajo. Del lado de Costa Rica se completó la construcción del bastión, así como la pila 1 y 2.

 

Según lo planificado, las siguientes tareas a ejecutar son el encepado y las columnas de la pila 3; el desmantelamiento del último tramo del antiguo puente ferroviario y el inicio de los trabajos del lado panameño.

 

Detalles  

 

El proyecto comprende la construcción de dos carriles con aceras y ciclovías a ambos lados. Además, tendrá rampas de acceso en los dos extremos, con una longitud de 200 metros cada una.

 

La inversión es de $25 millones, de los cuales $10 millones corresponden a una partida no reembolsable del Fondo de Infraestructura para países de Mesoamérica y el Caribe (50% correspondiente a Costa Rica y el otro 50% a Panamá) y una contrapartida adicional por país de unos $7.5 millones.

 

Este proyecto forma parte del corredor vial Nor-Atlántico. Se complementa con la ampliación de la ruta 32 entre cruce a Río Frío y Puerto Limón (en ejecución), la carretera Bajos de Chilamate-Vuelta de Kooper (inaugurada en el 2017) y el puesto fronterizo Tablillas.

 

Asimismo, con el Tren Eléctrico Limonense de Carga (TELCA), un proyecto que modernizará la red ferroviaria Valle La Estrella-Limón-Río Frío y que se ampliará hasta Chilamate de Sarapiquí, para descongestionar la ruta 32 y dinamizar fuertemente la economía de la Región Atlántica.

 

El objetivo de este corredor es facilitar el traslado de mercancías entre las fronteras sur y norte y sin necesidad de pasar por el Valle Central y con mejores tiempos de desplazamiento.

 

En los últimos años, se ha reportado que el turismo desde Costa Rica hacia Bocas del Toro ha aumentado significativamente, lo mismo que el traslado de mercancías entre ambos países, lo que hizo obsoleto el viejo puente ferroviario de más de 100 años y el puente Mabey, que actualmente es el que permite el paso entre ambos países.

 

La construcción de la obra está a cargo del Consorcio Binacional Sixaola, conformado por la empresa Meco S.A. de Costa Rica y Cal & Mayor y Asociados y Mexpresa, estas dos últimas mexicanas; y la gestión de la iniciativa está a cargo de la Oficina de Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS).

 

Está programado para finalizar en el 2020.