Web Content Viewer

Actions
Fotografía que muestra parte de los operativos de control que realiza la Policía de Tránsito

Durante todo el año habían muerto 12 personas relacionadas con alcohol al volante, en octubre murieron 10

Policía de Tránsito comenzó a intensificar labores de control de cara al último bimestre del año

November 6, 2019 / Dirección de Relaciones Públicas

Desde el pasado fin de semana, el primero del mes de noviembre, la Policía de Tránsito comenzó a intensificar las labores de control en carretera, con el objetivo de reducir riesgos de accidentes mortales.

 

La iniciativa, a su vez, busca atacar conductas que propiciaron un aumento de fallecidos el pasado mes de octubre. Según datos del cuerpo policial, mientras que entre enero y setiembre perdieron la vida 12 personas en accidentes vinculados al alcohol al volante, el pasado mes de octubre, 10 personas murieron por esta posible causa. Así, en un solo mes, se dio un incremento del 83% de estos casos.

 

Con el inicio del último bimestre del año, caracterizado por muchas actividades lúdicas y celebraciones, a propósito de las fiestas navideñas de empresas, que comienzan este mismo mes de noviembre, como la propia Navidad y fin de año, la Policía de Tránsito estará todavía más alerta.

 

“Es alarmante ver que en los diversos operativos realizados en todo el país, seguimos detectando conductores que insisten en conducir bajo los efectos del alcohol u otras sustancias nocivas para la adecuada conducción en carretera”, reseñó el Lic. German Marín Sandí, Director General de la Policía de Tránsito. Con corte al 30 de setiembre, ya 1.495 conductores fueron remitidos al Ministerio Público por conducir bajo los efectos del alcohol con niveles en sangre que superaron los límites máximos permitidos.

 

Marín prefirió no ahondar en las estrategias, justamente para no poner en alerta a los conductores que suelen conducir tras consumir licor, pero aseguró que junto al abuso de la velocidad, el exceso de pasajeros, típico cuando se va o se viene de una fiesta, y la vigilancia de la invasión de carril y los adelantamientos indebidos, son prioridad.

 

Los temas de control de la Policía de Tránsito coinciden con las estadísticas de mortalidad en carretera, en cuanto a posibles causas de la fatalidad; así, la imprudencia del conductor suma hasta octubre 81 decesos, mientras que la invasión de carril llegó a 70 víctimas. En tercera posición se ubica el abuso de velocidad, con 63 vidas perdidas. La imprudencia del peatón llegó a 42 decesos y la ebriedad al volante cierra el Top 5, con 22 víctimas.

 

En total, en lo que va del año, se suman 352 muertos en el sitio del accidente, 6 menos que en el 2019. Octubre es el mes con más muertos en carretera del último semestre, con 44 fatalidades, la última más alta fue en abril (que incluyó Semana Santa) con 47 muertos.

 

Tipo de vehículo

 

Con 19 decesos solo en octubre, la motocicleta alcanzó las 174 víctimas en carretera. Es decir, casi el 50% de las personas que murieron en carretera viajaban en motocicleta.

 

“Debemos comprender que el éxito para reducir muertes en carretera, en particular de motociclistas va en dos vías, por un lado, una actitud más responsable del motociclista en carretera, pero por otro, una cultura de más respeto de otros conductores hacia ellos. Asimismo, instamos a los motociclistas a usar el casco y llevarlo bien puesto, bien amarrado y, en la medida de posibilidades utilizar otros elementos de seguridad que no están tipificados en la ley, pero que son de gran ayuda como rodilleras, coderas y otros protectores, además del chaleco reflectante y la luz de la motocicleta encendida, siempre”, resumió Marín.

 

Mucho más atrás, como segundo vehículo más mortal, se ubica el automóvil con 63 decesos, mientras que la bicicleta es tercera con 28 muertos.